compra-segura
Medidas-Preventivas
Has no content to show!
19 October 2020

Este año no solo es atípico para el ser humano sino también para los ecosistemas debido a la crisis sanitaria por la pandemia de coronavirus y ambiental, por los fenómenos meteorológicos que afectaron al estado como “Cristóbal”, “Gama” y “Delta”, aseguró el Coordinador Programa Flamencos de la Fundación Pedro y Elena Hernández AC., Melgar Tabasco Contreras.

Precisó que para este año se estima que el porcentaje del éxito reproductivo de los flamencos en Ría Lagartos disminuya aproximadamente 30 por ciento, debido a las condiciones que prevalecen en el medio ambiente. En 2018 se tuvo un éxito reproductivo de 15 mil polluelos. El flamenco rosa permanece como una especie amenazada según la norma NOM059.

“El fenómeno que los afectó directamente fue la tormenta tropical Cristóbal porque Gamma y Delta no, es decir, la mayor afectación ya estaba hecha”, recalcó.

Cabe recordar que de manera reciente, diversos reportes ciudadanos han circulado en las redes sociales mostrando flamencos cruzando las carreteras de Progreso o en zonas en las que de manera común no se avistaban como Chelem, Chicxulub, entre otros.

Es por ello, aseguró, que en toda la costa norte se pueden ver ejemplares de dicha especie en pequeños grupos de cuatro o cinco individuos o parvadas, lo que es normal aunque no siempre se observa.

La imagen puede contener: exterior

Reproducción de flamencos, afectada

Recordó que en Yucatán el sitio de reproducción por excelencia es Ría Lagartos, a donde llegan en el mes de abril y hasta septiembre como parte de su ciclo reproductivo y, de manera posterior, viajan a Celestún donde permanecen hasta marzo, por lo que durante su paso pueden observarse en Telchac, San Crisanto, Santa Clara, Uaymitún, Chuburná, Chelem y Sisal.

“El tema de por qué hay flamencos donde antes nunca se veían, es que este año ha sido muy lluvioso y el manto freático se ha saturado, hay muchas áreas que se han inundado donde el flamenco en algún momento de su vida históricamente lo utilizaba, solo que con la obstrucción de flujos de agua, tanto del subsuelo como en las casas de las lagunas costeras, eso se fue degradando y ahora con las lluvias se han vuelta a inundar y el flamenco ha visto la posibilidad de llegar y encontrar alimento”, explicó.

Agregó que la Fundación se dedica a la generación de información y monitoreo de las poblaciones de flamencos tanto en México como en el Caribe, a través de nuevas herramientas tecnológicas entre ellas los rastreadores satelitales y el anillamiento con códigos para reportar su avistamiento.

We use cookies to improve our website. Cookies used for the essential operation of this site have already been set. For more information visit our Cookie policy. I accept cookies from this site. Agree