Has no content to show!
25 April 2019

 Alrededor de 120 unidades del Sindicato de Taxistas a los que se sumaron los de Unión de Permisionarios (UNIPER) y del Sindicato de Volqueteros de Cozumel bloquearon, ayer miércoles, las entradas y salidas del aeropuerto de la isla.

La medida, de acuerdo con los martillos del Sindicato de Taxistas Adolfo López Mateos, fue en protesta y para presionar al Gobierno del Estado para que impida la operación de empresas transportadoras que prestan servicios a turistas y en apoyo a sus colegas de la Sociedad Cooperativa de Prestadores de Servicios de Autotransporte Turístico del Aeropuerto "Andrés Quintana Roo".

La movilización de taxistas inició alrededor de las ocho de la mañana del 24 de abril y de acuerdo con reportes de testigos, los primeros 50 taxis comenzaron a estacionarse en las avenidas 65 y Antonio González Fernández, que confluyen en la glorieta frente a los terrenos de la terminal aérea operada por Aeropuertos del Sureste (ASUR).

Elementos de la Policía Federal y del Ejército Mexicano, que hacen guardia en la terminal, salieron para pedir a los inconformes retirarse de la entrada del polígono del aeropuerto, pero como respuesta la cantidad de taxistas se incrementó a más del doble.

Las acciones de los transportistas impidieron la entrada y salida de las camionetas de empresas privadas. Los taxistas obligaban a los turistas a subirse a sus vehículos para llevarlos a sus hoteles, de manera gratuita.

Pese que los vehículos del sindicato de transportistas entorpecían la circulación en las avenidas y se estacionaron hasta en doble fila en zona prohibida, los elementos de la Subdirección de Tránsito de Seguridad Pública no aplicaron sanciones.

El subdirector de Tránsito, Gerardo Arzate Jiménez, dijo que se les pidió a los manifestantes que no afectaran derechos de terceros y que no bloquearan las entradas y salidas del aeropuerto de la isla y según sus propias palabras "se les conminó amablemente a no hacerlo" (sic).

Por su parte, Raúl Roberto Martín González, delegado del Instituto de Movilidad del Estado de Quintana Roo (Imoveqroo), reveló que se hizo un levantamiento de los números económicos de vehículos que participaron en el bloqueo para sancionarlos.

El funcionario invocó el artículo 122, fracción sexta, de la Ley de Movilidad que sanciona el bloqueo de vías de comunicación y alteración del orden público. Puntualizó que la sanción puede ser de seis meses de suspensión hasta a la cancelación definitiva de la concesión.

(Gustavo Villegas)

We use cookies to improve our website. Cookies used for the essential operation of this site have already been set. For more information visit our Cookie policy. I accept cookies from this site. Agree