Has no content to show!
14 September 2018

Se calcula que casi dos millones de personas podrían estar en riesgo de alerta en la costa de Estados Unidos por la llegada del huracán Florence, sin embargo, a miles de kilómetros de allí una tormenta mucho más poderosa se aproxima peligrosamente al sudeste asiático: el super tifón Mangkhut.

De hecho, Mangkhut está considerada en estos momentos la tormenta más fuerte de la temporada, y las predicciones dicen que tocará tierra en Filipinas el sábado antes de avanzar al sur de China, Vietnam y Laos.

La fuerza y velocidad de sus vientos sostenidos hacen que el tifón sea equivalente a un huracán de categoría 3 en la escala Saffir-Simpson, que se usa para medir las tormentas en los océanos Atlántico y Pacífico norte. Según Brandon Miller, meteorólogo de CNN:

Se espera que Mangkhut sea “más grande, más fuerte y más peligrosa” que Florence, aunque el daño comparativo de las dos tormentas depende de lo que golpeen. Cualquier impacto directo a tierra vería resultados más significativos y destructivos del Súper Tifón debido a su tamaño e intensidad.

Sin embargo, debido a que la costa este de Estados Unidos tiene una infraestructura más costosa que el sudeste asiático, es probable que Florence cause más daños a la propiedad. Por ejemplo, varias plantas de energía nuclear se encuentran en el camino predicho para Florence. En cualquier caso, Mangkhut presenta una amenaza más seria para la vida, ya que afectará a los vientos más fuertes, en un área más grande y tendrá una mayor marejada ciclónica.

El tifón ha atravesado las Islas Marshall y Guam a principios de esta semana. Su paso dejó zonas de Guam sin electricidad, además derribó postes de electricidad, destruyó casas, arrancó árboles e inundó grandes áreas.

Si la ruta no se desvía, Filipinas recibirás el próximo golpe. Los funcionarios han comenzado a evacuar a miles de personas, cerrar escuelas y preparar bulldozers en previsión a los posibles derrumbes de estructuras.

En Hong Kong, donde se están preparando para las fuertes lluvias y tormentas de Mangkhut, los precios de los alimentos aumentaron a medida que los residentes comenzaron a acumular existencias. Los comerciantes también empezaron a colocar sacos de arena frente a sus tiendas para evitar que entre agua.

Mientras, China ha evacuado ya a unas 12.000 personas en las zonas bajas de la provincia de Guangdong, al sureste del país, y suspendió los embarques programados en preparación para la tormenta.

(Gizmodo)

We use cookies to improve our website. Cookies used for the essential operation of this site have already been set. For more information visit our Cookie policy. I accept cookies from this site. Agree